Advertisement
Advertisement

El Ocean Course fue un ‘monstruo’ en el US PGA de Kiawah Island

8 agosto, 2012 | Redacción
0

Vista del Ocean Course de Kiawah Island

Los golfistas no paran de sufrir en los tres ‘majors’ que se disputan en suelo estadounidense. Para eso cobran bien, dirán algunos. Pero el comentario no evita los padecimientos y frustraciones de un deportista por lograr el mejor resultado posible. En todo caso, los atempera.

Para el inminente Campeonato de la PGA el ‘monstruo’ se llama el Ocean Course de Kiawah Island, un ‘links’ en la costa del Océano Atlántico (Carolina del Sur) que será el más largo de la historia de los ‘majors’, que ruge cuando sopla el viento, que atrapa las bolas con sus enormes barbas alrededor de las calles y en donde la sombra de los árboles son vagos recuerdos de los más longevos del lugar.

El recorrido, diseñado por  Pete Dye, fue elegido como el número uno en la lista de los 75 campos más duros de los Estados Unidos, en el baremo elaborado por la prestigiosa revista “GolfDigest”.

“Es un campo hecho más para ‘match play’. El ganador terminará sobre par”, vaticinó Ernie Els en su carta al European Tour. El reciente campeón del Open Británico, de 42 años, ya se ha enfrentado a este recorrido en varias ocasiones y la repetición de esta secuencia no parece que le haga excesiva gracia al surafricano.

Cuando sopla el viento, el par 3 del hoyo 17 en donde se suele usar un hierro 8 hay que utilizar madera. Es una pincelada de las sorpresas de este campo, de casi 7.000 metros de longitud.

Lo peor para el golf español es que muchos de los presentes, por no decir casi todos, se juegan en este torneo gran parte de sus posibilidades de estar en el equipo que capitaneará José María Olazábal.

Miguel Ángel Jiménez es el jugador que mejor terminó en el Royal St.Annes, el ‘links’ que acogió al último Open en el mes de julio. Pero el malagueño es el más alejado en las listas europea y mundial de cuantos compiten en Kiawah Island.

Sergio García, aún con plaza oficial, Gonzalo Fernández-Castaño, Pablo Larrazábal y Álvaro Quirós tendrán que pisar a fondo si quieren estar a finales de septiembre bajo bandera europea y defendiendo la Ryder Cup. Su capitán, José María Olazábal, no tendrá esa presión, pero jugará y juzgará quizá por última vez el estado de forma de sus próximos pupilos.

No faltará ninguno de los mejores del mundo en este último combate del año. Tiger Woods, segundo del mundo, aún podría dar caza al inglés Luke Donald en la cabeza de la clasificación mundial.

Els, Bubba Watson, Fowler, McIlroy, Lee Westwood… El combate comienza

VER LOS Tee times

Datos del torneo:

Sede: The Ocean Course, Kiawah Island, South Carolina
Fecha: Agosto 9-12
Campo: par 72, 7,676 yardas
Premios: 8.000.000 dólares. Campeón: 1.400.000
Defensor: Keegan Bradley (-8)

Comments are closed.