The Open

Tiger se quedó sin gasolina en el hoyo 15 del East Lake

20 Septiembre, 2013 | Redacción
0
Tiger Woods durante la segunda ronda del Tour Championship

Tiger Woods durante la segunda ronda del Tour Championship

Tiger Woods acabó grogui en el tramo final de la segunda jornada del Tour Championship cual boxeador a punto de besar la lona. El número uno del mundo se quedó sin gasolina a falta de los últimos cinco hoyos en el East Lake Golf Club dejándose una buena parte de sus opciones de victoria.

Llegado al tee del catorce el californiano sumaba cinco birdies sin error alguno, a partir de ese momento y hasta el final, Tiger acumuló +6 -tras una serie de doblebogey, par, bogey, triplebogey y par- para una ronda final de 71 golpes.

“Puse todo lo que tenía desde el principio y no tuve mucho para el final. Tan solo me quedé sin gas”, señaló Tiger finalizada su ronda. “Mis piernas estaban cansadas”.

Tiger, que lidera la FedEx Cup, fue el único jugador de los treinta en el campo que no realizó ni un solo birdie en la primera ronda del torneo. Era la séptima vez en su carrera y  no le sucedía desde la primera jornada del Abierto de EE.UU. de 2010.

Woods comparte el antepenúltimo puesto en la clasificación tan solo por delante de su compatriota Boo Weekley y del sudafricano Charl Schwartzel, a catorce de la cabeza. A pesar de ello Tiger no ha tirado la toalla, “todavía estoy en la pelea”, dijo. “Restan 36 hoyos. Esto no es una carrera de velocidad, es un maratón. Hay que seguir perseverando.”

En la otra cara de la moneda figura el sueco Henrik Stenson, líder con -10 y cuatro de ventaja sobre el segundo clasificado, el australiano Adam Scott campeón del último Masters de Augusta.

Stenson salió lanzado -tres birdies en los cuatro primeros hoyos- en busca de poner tierra de por medio respecto a sus perseguidores, hecho logrado si nos atenemos al resultado, 66 golpes por los 69 de Scott.

El sueco, segundo en la lista FedEx, es el máximo aspirante a llevarse la bolsa de 10 millones de euros a falta de 36 hoyos. Para ello tendría que ganar y dependiendo de otros resultados podría hasta acabar sexto para llevarse tan suculento premio.

La anécdota sucedía en la cancha de prácticas momentos antes de comenzar su vuelta cuando la madera cuatro del sueco se dañaba en la cara. Stenson lo dejó en la taquilla y salió al campo con trece palos al no reponerlo.

Sergio García, en la mitad de la tabla, no pudo con el recorrido de Bobby Jones en esta segunda jornada. El comienzo del castellonense –tres bogeys en los primeros seis hoyos- lastraba el resto de su vuelta y solo dos birdies pudieron neutralizar en parte los errores del comienzo.

Destacar la buena actuación del novato Jordan Spieth, que con -5 es tercero en solitario después de sellar 67 golpes. Preguntado sobre una posible victoria contestó, “Bien, Henrik lidera y Adam es segundo… ese no es el mejor escenario para mí.”

 

VER CLASIFICACIÓN

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*