McIlroy alcanza la cima

5 marzo, 2012 | Redacción
0

Rory McIlroy, nuevo mejor golfista del planeta

Rory McIlroy llegó a la cima mundial. Después del intento fallido hace una semana en la final del Mundial ‘Match Play’, el joven norirlandés de 22 años y 10 meses se impuso en el Honda Classic y arrebató la jefatura del escalafón al inglés Luke Donald.

    El jugador de Hollywood se convierte en el primer irlandés que gobierna el golf mundial en la historia del ránking, aunque no el más joven (sí el segundo) pues ese privilegio aún lo conserva Tiger Woods, quien lo logró en 1997 con 21 años y 6 meses.

   Tiger, por cierto, ofreció hoy un recital de golf con 62 golpes, a uno del récord del PGA National en Palm Beach Garden (Florida), con dos “eagles” y cuatro ‘birdies’. Solo McIlroy fue mejor que Tiger en el global de las cuatro extraordinarias jornadas de golf vividas en este torneo del PGA Tour. Woods y Gillis igualaron en la segunda plaza, con -10 a dos del campeón.

 CLASIFICACIÓN FINAL

   La película del desenlace ofreció una versión paciente y conservadora de McIlroy, quien arriesgó lo justo en la última vuelta, gestionando sus dos golpes de ventaja en el comienzo sobre Gillis y English. Así le fue bien al norirlandés en los primeros 11 hoyos en los que, incluso, pescó un ‘birdie’ entre par y par.

   En el hoyo 12, McIlroy cometió el primer error de la jornada, aunque lo enjugó inmediatamente con un ‘birdie’ en el hoyo siguiente.

  Esa rápida respuesta dejaba el camino despejado para los últimos cinco hoyos, de no ser porque en los marcadores inquietaba la vuelta de Tiger y su global de -10, a dos del líder McIlroy.

   “Para esto juego al golf: para intentar posicionarme para ganar los torneos en domingo y llegar a ser el mejor del mundo”, dijo McIlroy, novio de la tenista danesa Caroline Wozniaki, exnúmero uno del mundo y ahora cuarta del ránking WTA.

   McIlroy negoció un buen final para el tramo denominado ‘La Trampa del Oso’. El veinteañero norirlandés no quedó atrapado, conservó la ventaja y sumó su tercer título del PGA Tour (Wells Fargo 2010 y Open USA 2011) y sexto como profesional.

   El mejor premio para Rory, al margen de los 1.026.000 dólares (777.728,61 euros), fue el cetro del golf mundial.

   José María Olazábal concluyó su concurso con 78 golpes (+8), empatado en el puesto número 74.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*