Tiger Woods, Bay Hill y el efecto Lindsey Vonn: las cifras de un líder mundial

25 Marzo, 2013 | Redacción
0
Tiger Woods con el trofeo 2013 del Arnold Palmer Inv.  Twitter

Tiger Woods con el trofeo 2013 del Arnold Palmer Inv. Twitter

La coincidencia espacio-tiempo, una de las definiciones de la suerte, ha hecho posible que desde este mismo evento del Arnold Palmer, donde hace ahora un año Tiger resurgió de sus cenizas después de dos años sin victorias, el golfista californiano haya tomado al asalto y hecho rehén al golf mundial.

Esa misma casualidad obliga a pensar que Tiger recupera el dorsal de mejor jugador del planeta al poco de hacer oficial su romance con la esquiadora Lindsay Vonn, la cúspide de una carrera que tuvo que retomar desde el puesto nº58 del mundo que fue donde más bajo cayó tras sus infidelidades.

Lo cierto es que Woods dejó de ser el número uno del planeta el 30 de octubre de 2010, tras 281 semanas consecutivas  y 623 acumuladas. Casi 29 meses después, Tiger ha desplazado a Rory McIlroy y comienza un nuevo reinado.

Tiger ha sumado su victoria nº77 en el PGA Tour, con 37 años y dos meses. Sam Snead logró su título nº77 con 45 años y 3 meses.

Estas son las cifras más relevantes en la victoria de Tiger Woods en Bay  Hill:

  • Tercer título de 2013, el único que presenta esta cifra
  • Su sexto título en un año natural (Bay Hill 2012-Bay Hill 2013)
  • Sexto título en los últimos 19 torneos del PGA Tour jugados por golpes
  • Octavo título en Bay Hill
  • Iguala con Sam Snead: son los únicos que han ganado 8 veces un mismo torneo en el PGA Tour
  • Recupera el nº1 del mundo, que perdió el 30 de octubre de 2010. Estuvo 281 semanas consecutivas como líder mundial, 623 acumuladas.
  • Victoria nº77 en el PGA Tour, a 5 de igualar el récord de Sam Snead
  • Líder de la FedExCup 2013
  • Líder de la lista de ganancias, con casi 3,7 millones de dólares

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*