El Open de España llora la muerte de Severiano Ballesteros

7 mayo, 2011 | Redacción
0

El Open de España ha vivido hoy la jornada más triste de su casi centenaria historia. El fallecimiento de Seve Ballesteros, uno de los mejores golfistas de todos los tiempos, ha supuesto un duro golpe para jugadores, organización, medios de comunicación y aficionados que estaban hoy en el RCG El Prat. Las banderas a media asta, los crespones negros y un emotivo minuto de silencio, que ha paralizado la competición, han sido las muestras de duelo dedicadas a la memoria del campeón de Pedreña, “padre” del golf en España y Europa.

Los jugadores españoles han vivido hoy una ronda que no olvidarán. De entrada, ni los mejores amigos de Seve, José María Olazábal o Miguel Ángel Jiménez, han dudado de que el mejor homenaje que podían hacerle era jugar al golf en su memoria. A primera hora preparaban su vuelta en el campo de prácticas, entre golpes y lágrimas, decididos a brindar la vuelta a su amigo. Pero no sólo ellos han tenido un día duro. Todos los jugadores, jóvenes y no tan jóvenes, españoles y extranjeros, se han mostrado muy afectados por la marcha de Seve. Él ha sido un ídolo y su fallecimiento deja huérfano el golf europeo.

A las 14.45 se había preparado un minuto de silencio en homenaje al ganador de tres Open Británicos y dos Masters de Augusta. Los jugadores que estaban compitiendo permanecieron en el campo mientras que el resto de golfistas junto a los aficionados, organización, voluntarios y periodistas, se reunieron en el campo de prácticas donde se vivieron los momentos más emotivos de la jornada.

El Open de España ha estado siempre ligado a la figura de Seve. Debutó en el Circuito Europeo en la edición de 1974 en La Manga. Logró la primera de sus tres victorias en el RCG El Prat en 1981 y la segunda en Vallromanas (1985). El último titulo de su palmarés fue el Open de España de 1995 celebrado en el Club de Campo Villa de Madrid y nos ha dejado también en una nueva edición del torneo.

En cuanto a la competición, Pablo Larrazábal tiene sin duda una motivación extra para pelear mañana por su segundo título del Tour tras el Open de Francia de 2008, dedicar el triunfo a Seve. Hoy ha firmado 73 golpes (+1) y saldrá a dos del líder, el sudafricano Thomas Aiken (-8) que se ha mantenido al par en un día muy complicado por el viento. Empatados con el catalán están Anders Hansen, Scott Jamieson y Romain Wattel.


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *


*